5 curiosidades sobre los sueños

Jun 10, 2021 | TE INFORMAMOS | 0 Comentarios

Soñar es algo habitual que ocurre en la fase REM mientras estamos durmiendo. Aunque el psicoanálisis lleva tiempo estudiando las características de los sueños e intentando resolver los enigmas que los envuelven, lo cierto es que las investigaciones científicas todavía no han logrado descifrar con exactitud por qué soñamos.

Podemos tener varios sueños durante una misma noche. Pueden ser entretenidos, irreales, divertidos, fantásticos y hasta terroríficos. La tercera parte de nuestra vida la pasamos durmiendo y buena parte de ella soñando. Por lo tanto, pasamos mucho tiempo viviendo en un mundo onírico.

Curiosidades sobre los sueños

Soñar es una actividad en la que dejamos rienda suelta a nuestra imaginación. En muchas ocasiones, vivimos experiencias que en la vida real seríamos incapaces de llevarlas a cabo. Bien porque son deseos aparentemente inalcanzables o porque nuestro subconsciente nos pone de manifiesto situaciones a las que no hacemos frente por temor o falta de valentía.

Así, los sueños dependen en gran medida de la experiencia de nuestro día a día: traumas, deseos y ambiciones se entremezclan cada noche dentro de nuestra cabeza. ¿Te interesa conocer algunas de las curiosidades de los sueños?

1.- La mayoría de los sueños se olvidan rápidamente

Aunque los sueños pueden parecer eternos, la mayoría de las veces los olvidamos al poco tiempo de despertarnos. Para encontrar la explicación a este hecho se han realizado varias pruebas que concluyen en que la actividad de nuestro cerebro no funciona de la misma manera mientras estamos durmiendo que mientras estamos despiertos.

Parece ser que, mientras dormimos, nuestra actividad cerebral no guarda en la memoria lo que soñamos. Por ello, las vivencias de los sueños se limitan al momento en que están ocurriendo y así al despertar las olvidamos casi de inmediato.

2.-Algunos sueños son en blanco y negro

Normalmente, los sueños son en color. Aun así, existe un pequeño porcentaje de la población que sueña en blanco y negro. Por lo general, los sueños en blanco y negro están asociados a la negatividad, la desgracia o la falta de sentido por la vida.

Según investigaciones realizadas, la mayoría de las personas jóvenes sueña en color mientras que las mayores lo hacen en blanco y negro. Esta es la investigación que llevó a cabo Eva Murzyn, investigadora de la Universidad de Dundee, en Reino Unido. Según sus conclusiones, dependiendo del color en que vemos las películas durante la infancia, así recordamos los sueños.

3.-Los sueños se pueden controlar

¿Has oído hablar de los llamados sueños lúcidos? Aunque no es algo habitual, en algunas ocasiones podemos ser conscientes de que estamos soñando y de la misma manera controlar el desarrollo del mismo.

Por lo menos alguna vez en la vida es probable que esto ocurra. En este sentido, la posibilidad de control se extiende a los personajes, el contexto y el contenido de los mismos. Indudablemente, los sueños lúcidos no suelen ser habituales, pero son beneficiosos para nuestra salud mental ya que aumentan nuestra autoestima.

4.- Los animales también sueñan

Si tienes alguna mascota, te habrás dado cuenta que, a veces, mientras está durmiendo, mueve su cola o sus orejas. Aunque es una hipótesis difícilmente demostrable, cabe la posibilidad de que nuestros gatos o perros pasen por las mismas etapas del sueño que los humanos.

No está muy claro si lo hacen todas las especies, pero los experimentos realizados con ratones indican que su patrón del sueño es casi idéntico al de los humanos con la diferencia de que las fases se desencadenan con mayor rapidez.

5.-Soñamos más cosas negativas que positivas

Desgraciadamente, no es posible predecir lo que vamos a soñar cada noche. Si bien lo ideal sería tener siempre sueños placenteros que nos provoquen la primera sonrisa del día, la mayoría suelen tener un componente negativo.

Entre ellos, destacan las desagradables pesadillas. Son sueños agobiantes en los que se vive una experiencia realmente aterradora. Por eso, al despertar nos puede quedar en el cuerpo la sensación de temor durante un momento.

Los malos sueños son más habituales cuando nos encontramos padeciendo un periodo de estrés o nerviosismo, son una proyección de las preocupaciones que tenemos en el día a día. Lo más sorprendente de padecer pesadillas es que algunos estudios afirman que las personas que tienen muchas pesadillas, son mucho más creativas.

Curioso, ¿verdad? Ahora que ya sabes algunas de las curiosidades más interesantes sobre los sueños, te invitamos a descansar plácidamente y disfrutar así de un sueño reparador con nuestros equipos de descanso. Echa un vistazo a nuestro catálogo y sueña plácidamente.