Recomendaciones para descansar en noches calurosas de verano

Jul 27, 2021 | MEJORA TU DESCANSO, TE ACONSEJAMOS | 0 Comentarios

Aumentan las temperaturas y cada vez se nos hace más difícil descansar en noches calurosas de verano. Para combatirlo, en Maxcolchon hemos recopilado los consejos definitivos para refrescar tu sueño.

8 consejos para conciliar el sueño en las noches más calurosas

Apuesta por un colchón transpirable

Empezamos por el núcleo del descanso y el elemento más importante. Adquirir un colchón con un nivel alto de transpiración puede ser el cambio que necesitas para tu  verano. Casi cualquier modelo fabricado con látex, muelles ensacados o incluso viscoelástica promoverá la circulación interna del aire, lo que refrescará tus noches. Este tipo de colchones se hacen con el control de la temperatura del durmiente, proporcionando así un descanso más agradable. Mejoras tecnológicas como el Thermocool o el tejido tejido Ice-Feel te ayudarán a acabar con la sudoración nocturna.

Utiliza ropa de cama y pijamas de algodón (o duerme desnudo)

Es, sin duda, el mejor tejido que puedes elegir para tus sábanas y pijamas veraniegos. Aunque suele ser menos barato que otras confecciones sintéticas, el algodón es el material que respira mejor. Para todas esas noches de altas temperaturas y un nivel de humedad intolerable, ni las sábanas ni el pijama de algodón se pegarán a tu piel. Gracias a su propia concepción, el sudor que generes lo irá liberando en lugar de acumularlo en su interior. Además, va enfriando el aire hasta evaporarlo, bajando así los grados de tu descanso.

Refresca las cortinas

Un elemento tan cotidiano, pequeño y simple como el spray puede ser uno de tus mejores amigos veraniegos. En este caso hablamos de un truco muy antiguo pero efectivo. Consiste en rociar tus cortinas con agua fría y, a continuación, dejar las ventanas abiertas. Esto permitirá que el aire de la noche se enfríe y consiga una corriente más refrescante.

Apaga y aleja todos los dispositivos electrónicos

A estas alturas ya conocemos que la cercanía de cualquier aparato tecnológico puede perjudicar nuestro descanso. Por un lado, la luz de dispositivos como el teléfono o la Tablet afectan directamente a nuestro organismo. Y si ponemos el foco en las noches más calurosas, todo se complica a causa del calor que irradia este tipo de productos. Por lo tanto, para evitar esa fuente de calor, apagar y aleja cualquier dispositivo electrónico innecesario.

Opta por dormir solo

Entendemos que el amor debería poder con todo, incluso con el calor, pero hay noches en los que es mejor darse un beso de buenas noches y dormir en camas separadas. Aunque pueda sonar a deslealtad, la realidad es que dormir solo en una cama evitará que el calor que irradia tu pareja te perjudique aún más el sueño. Y si lo haces incluso en otra habitación, también se reducirá la temperatura general del dormitorio.

Refresca los puntos clave de tu cuerpo

Existen ciertas partes del cuerpo humano que funcionan como controladores de la temperatura. Por ejemplo, los codos, las rodillas, las manos, los pies, el cuello o las muñecas. Si refrescamos con agua fría estos elementos bajaremos los grados corporales. Al menos de manera temporal.

Duerme en la parte más baja de tu vivienda

De sobra es sabido que el calor tiende a subir. Es por ello que en los pisos más altos se pasan peor las noches de verano y, al revés, lo más fresco que encontrarás serán los sótanos. Si tu casa cuenta con varias plantas, intenta dormir en la inferior. Te aseguramos que notarás la diferencia.

Bebe mucha agua, incluso por la noche

Es lógico pensar que en verano debemos hidratarnos más. Pero a este consejo tan recurrente es importante que le añadimos un pequeño gesto cotidiano: situar un vaso de agua muy fría en la mesita de noche. Así, y en el caso de que te despiertes, tan solo tendrás que estirar el brazo para beber.