¿Por qué a las personas mayores les cuesta dormir?

Dic 4, 2019 | TERCERA EDAD

A partir de los 40 años se empieza a sufrir una variación en el sueño, reduciéndose las horas de sueño profundo. Esta circunstancia, unida a otra serie de factores, hace que las personas mayores duerman menos horas porque les cuesta conciliar el sueño.

Con el paso de los años las dificultades físicas se convierten en una de los inconvenientes de las personas mayores a la hora de dormir. Adquirir un buen colchón y somier se hace indispensable para paliar estos efectos negativos.

Causas que impiden que los mayores concilien el sueño

La principal causa por la cual las personas mayores tienen problemas a la hora de dormir son los dolores y molestias. Con el paso de los años nuestro cuerpo, musculatura y huesos, van sufriendo un desgaste, tanto natural, como producido por lesiones o golpes, que propicia dolores. La zona de la espalda y el cuello son las que más sufren, y dan problemas para conciliar el sueño a las personas de edad avanzada.

A esta causa principal, se le unen otros aspectos relacionados con el paso del tiempo, como que las personas mayores suelen realizar “siestas” durante el día que reducen el tiempo de sueño nocturno. Los problemas de incontinencia, propios de la edad, también hacen que se despierten por la noche varias veces, produciendo que luego les cueste dormir. Otro punto de dificultad que tienen las personas mayores a la hora de ir a la cama es el acceso a las mismas. Cómo ya veremos más adelante, este aspecto tiene fácil solución.

El mejor equipo de descanso

El paso del tiempo es inevitable y con ello vienen los problemas físicos que, tarde o temprano y en mayor o menor medida, todos sufriremos. Si queremos que estas molestias o dolores físicos vean reducida su incidencia en las horas del sueño, podemos utilizar un equipo de descanso adecuado a estas necesidades. Para ello es ideal la utilización de un somier y colchón articulable.

personas mayores les cuesta dormir 2

Somier Articulable

El somier es el lugar donde descansa el colchón, que es la base donde nuestro cuerpo reposa durante las horas de sueño. Las personas mayores empiezan a tener la movilidad cada vez más reducida, por lo tanto un somier articulable que disponga de motor, permite acceder a la cama de forma más sencilla, al poder bajar su altura. Estos somieres, además permiten colocarse en distintas inclinaciones, pudiendo adaptarse a cada persona y el problema físico que le impida dormir bien, buscando la posición o inclinación que más le beneficie.

Con un somier inclinable se solucionan los problemas de acceso a la cama y además se pueden paliar muchos otros que tienen que ver con la postura para dormir, gracias a la capacidad que tienen para inclinarse en uno u otro sentido

El somier elevable terapéutico cuenta con 2 motores (uno lineal y otro vertical) que permiten una movilidad personalizada para articulaciones y cabeza. Es ideal para mejorar el descanso de las personas mayores que tiene movilidad reducida o se recuperan de una enfermedad.

Colchón Articulable

El colchón es la pieza fundamental para el descanso a la hora de dormir. Las personas mayores deben buscar un colchón que les facilite conciliar el sueño, haciéndoles sentir relajados a la hora de acostarse. Si además utilizan un colchón para camas articuladas no tendrán problemas a la hora de acceder a la hora de acostarse

El colchón Ergo HR articulable se adapta a las camas articuladas. Dispone de una cubierta 100% algodón y está diseñado para proporcionar un sustento adecuado del cuerpo.

Las personas mayores tienen dificultades para dormir, pero con un somier y colchón articulado que se adecuen a sus necesidades se pueden reducir estos problemas, ayudando a que concilien el sueño y que sus horas durmiendo sean más placenteras.