Dónde colocar la cama en una habitación

Sep 15, 2021 | TE INFORMAMOS | 0 Comentarios

A la hora de distribuir los muebles de nuestro dormitorio, nos interesa mantener una estética que al mismo tiempo nos resulte cómoda y acogedora. Además, si respetamos la luminosidad de la estancia y nos decantamos por piezas sencillas que ofrezcan gran capacidad de almacenaje, obtendremos un look más práctico y confortable.

Al margen de estas cuestiones, uno de los mayores quebraderos de cabeza es decidir dónde colocar la cama en una habitación. Hay que tener en cuenta que se trata del elemento fundamental en torno al cual gira la distribución del conjunto de la misma.

Dónde colocar la cama en una habitación

Según algunas creencias, para disfrutar de un buen descanso y levantarnos llenos de vitalidad, la cama debe estar colocada en un lugar estratégico del dormitorio. Así, según la filosofía china del feng shui, está totalmente prohibido colocar la cama justo enfrente de la puerta o debajo de una ventana.

La opción adecuada sería que ocupara el espacio central de la habitación y tuviera el cabecero apoyado en la pared que más alejada esté de la puerta de entrada. Esta idea se basa en una teoría sobre la ocupación consciente y armónica del espacio cuya finalidad es que la energía positiva fluya sin ningún tipo de interferencias.

Puedes intentar hacerlo de ese modo siempre y cuando no sea un trastorno para poder moverte con libertad por tu dormitorio. En cualquiera de los casos, es mucho más práctico situarla de forma que puedas rodearla. Así, es conveniente que se pueda hacer la cama o limpiar alrededor de ella con facilidad.

Factores que determinan su ubicación

Además, hay algunos factores que deben tenerse en cuenta para su correcta colocación. Uno de ellos es el tamaño de nuestras habitaciones. Tanto los metros disponibles como la planta irregular, si se da el caso, son determinantes para decidir la ubicación de la cama en el dormitorio.

Una vez que hayas elegido la pared que más te convenga, es aconsejable que la cama quede situada en el centro de la misma. De esa manera, puedes utilizar los laterales para poner las clásicas mesillas de noche o si prefieres algo más innovador una cómoda o hasta incluso un pequeño escritorio.

En cualquier caso, nos interesa que la puerta de entrada pueda abrirse sin ningún tipo de problema. Bloquear el espacio, así como la funcionalidad del resto del mobiliario, supondría un inconveniente que alteraría el equilibrio del estilismo del dormitorio.

Otro de los factores a tener en cuenta es diferenciar si se trata de una habitación principal o de una habitación infantil. Por lo general, en el primer caso, ya que disponemos de más metros, las camas suelen ser más voluminosas. Tanto en la práctica como estéticamente hablando, la cama debería ocupar un lugar en la habitación que aporte armonía al espacio.

Sin embargo, en los dormitorios infantiles o juveniles es una buena opción colocar la cama arrimada a una de las paredes del dormitorio. De esa manera se pueden aprovechar el espacio sobrante para crear una zona de recreo en la que nuestros hijos puedan relajarse tranquilamente.

¿Hacia dónde orientamos la cama?

Según las creencias populares, orientar la cama hacia el norte puede ser una de las mejores alternativas para obtener un descanso de mayor calidad. El porqué de esta afirmación tiene que ver con el movimiento de los campos magnéticos de la tierra. Así, el movimiento del magnetismo de la tierra va de polo sur a polo norte.

No obstante, aunque no existe una certeza absoluta en cuanto a los beneficios que esa posición nos pueda aportar a nuestro descanso, es cierto que muchos animales adoptan esa postura para dormir. Sin embargo, es conveniente analizar sus pros y sus contras en cada caso en concreto.

Puede ocurrir que, colocando el cabecero de la cama en esa dirección, te trastoque estéticamente la distribución. Por eso, más vale un cierto orden para que la hora de irse a dormir no suponga un caos que altere tu “relajación visual”.

En cualquier caso, piensa que lo fundamental es disponer de equipos de descanso que se adecuen a tus necesidades. Si quieres, puedes visitar nuestra web y comprobar la variedad de modelos en colchones, canapés y cabeceros para componer tu cama ideal.