Cómo dormir a los niños antes de Papa Noel

Dic 24, 2020 | NIÑOS, TE ACONSEJAMOS

La excitación de los más pequeños durante las navidades puede llegar hasta el infinito. Y cuando hablamos de nochebuena y las horas previas a la visita de Santa Claus ya ni hablamos. Una noche en la que nos puede costar mucho más dormir a los niños ante la llegada de Papa Noel. ¿Cómo podemos conseguir que se acuesten?

Ese nerviosismo, ansiedad y deseo de despertar al día siguiente y encontrar toda una retahíla de nuevos juguetes afecta al descanso y la conciliación del sueño. Para remediarlo, existen una serie de tips que nos pueden ayudar a controlar la situación y conseguir que el 24 de diciembre no se convierta en la primera noche en vela de nuestros hijos.

Consejos que ayudarán a los más pequeños a conciliar el sueño el 24 de diciembre

No caer en frases manidas que suenan a chantaje: “Si no te duermes no vendrá Papa Noel”, “Papa Noel no viene a las casas de los niños que no duermen” o el aún más tóxico “Duérmete ya o te encontrarás a Papa Noel, lo asustarás y se irá”. Todas estas frases tan clásicas entre los padres y madres, lo que acaban provocando es el efecto contrario al deseado. Los niños, al oír estas frases, generan más ansiedad y, por tanto, mayor problemática para conciliar el sueño.

Evita las siestas tanto el 24 de diciembre como el 5 de enero: Sabiendo el tipo del día al que nos enfrentamos, y a pesar de que posiblemente tengamos como rutina las siestas, es preferible evitarlas para que los niños lleguen más cansados a la noche.

– Seguramente el día 24 ha sido un día frenético. Aún así, llénalo de actividades y de ejercicio físico para que los niños se cansen. Por ejemplo, montar en bici, jugar en el parque… Obviamente, los más pequeños llegarán cansados a última hora de la noche y ni las ganas que tienen de ver a Papa Noel les evitará dormir plácidamente.

– Intenta mantener la rutina del sueño que tienes con normalidad y en la medida de lo posible no rompas las actividades previas. El cepillado de dientes, leerle su cuento favorito… Toda la rutina que tus peques mantienen durante el año.

– Que no cene muy tarde: Este último consejo es bastante difícil de conseguir teniendo en cuenta el tipo de festividad. Sin embargo, resulta importante que los más pequeños cenen un par de horas antes de irse a dormir.

El truco de la botella mágica: Coge una botella que sea de algún color llamativo y ponle una etiqueta en la que escribas “Pócima secreta de Papa Noel” o algo similar. Llénala con agua e incluye algunas gotas de limón o algún colorante naranja como Tang o similares. Lo importante es hacer creer a los más pequeños que bebiendo un par de tragos de esa botella dormirán mejor.