Camas para niños baratas para segundas residencias

Jul 29, 2020 | NIÑOS, TE ACONSEJAMOS

Que los niños disfruten de un buen descanso es necesario para su crecimiento anímico, físico y mental. Se trata de una etapa de aprendizaje en la que necesitan que su cerebro se encuentre preparado para afrontar el día a día con lo que eso conlleva. Es por eso que resulta tan importante elegir bien su nueva cama, incluso cuando se trata de las segundas residencias.

Y es que, si tenemos la suerte de poder veranear en una segunda residencia, lo habitual es buscar equipos de descanso a precios más reducidos que los que tenemos en casa, que serán de uso diario. Por eso, a continuación te presentamos algunas ideas a tener en cuenta con respecto a las camas para niños baratas que pueden ser ideales para su descanso en las segundas residencias.

Colchones a elegir para las camas infantiles para segundas residencias

En el caso de la residencia principal, lo lógico es buscar un buen colchón para los más pequeños y, si es necesario, dejarnos algo de dinero en ello. Garantizar en este caso la máxima adaptabilidad para sus diversas posturas, así como una firmeza correcta, resulta clave para asegurar el buen descanso de los pequeños cada noche.

Sin embargo, en los que a las segundas residencias respecta, lo habituales optar por opciones algo más económicas, aunque ello no tiene porqué significar que se renuncie a un buen descanso.

En el caso de los más pequeños, lo mejor es buscar un colchón que asegure una firmeza intermedia, que resulta lo más recomendable para mantener la correcta alineación de la espalda. Con este objetivo, los colchones para niños suelen estar hechos de espuma, aunque también pueden ser de muelles si cumplen con los requisitos para asegurar un descanso firme para el niño.

Por otro lado, es preciso que los colchones infantiles cuenten con una alta transpiración que les permita descansar cómodamente con temperaturas extremas, especialmente si la segunda residencia suele utilizarse más hacia el verano. Con respecto a la adaptabilidad, esta también debería verse asegurada en la cama infantil.

Para asegurar que el colchón que elijamos disponga de esta adaptabilidad, lo mejor es priorizar que tenga una capa viscoelástica en su capa superior. Aunque esta capa viscoelástica sea de baja densidad, aportará la adaptabilidad que el cuerpo de los niños necesita para dormir.

En el caso de que la segunda residencia se utilice más en verano, entonces la transpiración cobrará más importancia: el colchón, si lo necesitamos para el verano, debe ser fresco y transpirable. Generalmente, los más indicados en estos casos suelen ser los de muelles ensacados, que permiten que el aire fluya en su interior.

Por supuesto, no es necesario que renuncies a estas prestaciones mínimas para poder adquirir un colchón barato. En Maxcolchon, nuestra gama de colchones económicos dispone de estas posibilidades para que los niños disfruten de un descanso merecido.

Los soportes de las camas para niños en segundas residencias

Si has echado un vistazo a las mejores soluciones para habitaciones infantiles, sabrás que entre las mejores opciones para la cama de los niños están la cama nido o las literas plegables.

La cama nido nos permite disponer de una cama extra que está ahí cuando se necesite, pero que no ocupa espacio al poderse guardar durante el día. Estas resultan especialmente recomendables en el caso de recibir visitas puntuales, o juntarse varios niños en la residencia solo en determinadas ocasiones.

Por su parte, las literas plegables resultan otra de las mejores opciones para albergar a varios niños en una habitación infantil. Estas rentabilizan al máximo el espacio de la habitación, ya que cuando se abren ocupan un espacio vertical y nos permiten así rentabilizar al máximo el espacio de la habitación.

Pero las opciones para aumentar el espacio de descanso infantil en las segundas residencias no acaban ahí. En Maxcolchon también disponemos de la Base Tapizada Kanguro: un sistema que incluye una estructura rígida que actúa como un primer soporte, y que permite albergar bajo de este una cama auxiliar. Se trata de una alternativa a la cama nido cuando no disponemos de tanto espacio.

La misma opción está disponible como somier. El Kanguro Lama ocupa todavía menos espacio en altura, proporcionándonos la transpirabilidad y flexibilidad necesarias para el descanso de los pequeños. Resulta tan fácil de guardar que no sabrás ni dónde lo has metido.

Todas estas opciones económicas podemos encontrarlas en el catálogo de Maxcolchon. No tendrás que gastarte demasiado para poder ofrecerles a los pequeños un buen descanso en las segundas residencias.

En resumen, son muchas las opciones que tenemos disponibles para ofrecer a los pequeños una buena cama en las segundas residencias. ¡Echa un vistazo a nuestro catálogo y decide cuál necesitáis!