Alimentos ricos en triptófano para un sueño reparador

May 6, 2021 | ALIMENTACION, TE ACONSEJAMOS


Seguramente lo hayas escuchado o leído más de una vez: “nada mejor que alimentos ricos en triptófano para un sueño reparador”. Pero, ¿a qué se refieren con esa sustancia? ¿Qué es? ¿Qué comidas lo contienen? ¿Es verdad que tan solo está en los plátanos?

Para contestar todas estas preguntas que parecen llevarnos a una respuesta cuyo común denominador es el confort, el sueño de calidad y el descanso de nuestro cuerpo, hemos desgranado un listado de alimentos que contienen triptófano. Y, por supuesto, te contamos en qué consiste este elemento nutritivo.

¿Qué es el triptófano?

A nivel puramente científico, podríamos definir el triptófano como uno de los ocho aminoácidos necesarios para nuestro organismo. Pero, más allá de la definición enciclopédica, podríamos empezar añadiendo que se trata de uno de los elementos más necesarios:

– Ayuda al crecimiento de los bebés.

– Produce proteínas.

– Realiza funciones de mantenimiento en músculos, neurotransmisores del cuerpo y enzimas.

– Estimula la hormona del crecimiento.

– Ayuda a prevenir problemas cardiovasculares o algunos tipos de cáncer.

– Realiza funciones de analgésico.

Para saber mejor qué es el triptófano y cuál es su gran función tenemos que explicar en qué consisten los aminoácidos esenciales. Hablamos de aquellos componentes proteicos que son necesarios para el correcto funcionamiento de nuestro organismo. Ya que el organismo es incapaz de sintetizarlos, lo que hace es buscar ayuda a través de la alimentación. En concreto del triptófano.

¿Por qué el triptófano nos ayuda a mejorar nuestro descanso?

Como ya hemos comentado, el triptófano es uno de los ocho aminoácidos esenciales que existen. Un componente que no solo ayuda a lo anteriormente relatado, sino también en la producción de las hormonas de la serotonina y la melatonina. Es decir, aquellas que nos ayudan a estabilizar nuestro sistema nervioso de la siguiente manera:

– Ayudan a soltar el estrés.

– Calman la ansiedad.

– Previenen enfermedades como la depresión.

– Nos proporcionan energía.

– Ayudan a controlar el apetito.

– Ayuda a regular los ciclos del sueño.

Así es. Si atendemos solo a las funciones relacionadas con la melatonina, veremos que es la hormona que regula los ciclos del sueño. Esto quiere decir que, si conseguimos que nuestro organismo obtenga el nivel adecuado de triptófano, evitaremos sufrir insomnio y alcanzaremos una correcta higiene del sueño.

Las 10 clases de alimentos que más triptófano contienen

Entre las decenas de sustancias y elementos que benefician nuestro organismo, el triptófano es uno de los más importantes. No solo ayudan en la conciliación del sueño y la prevención de trastornos psicológicos, también suelen ir integrados a alimentos ricos en vitamina B, magnesio, zinc o ácidos grasos omega 3.

Carnes blancas

Llamamos carnes blancas a las que provienen de animales como el pollo y el pavo. Las carnes blancas, además de ser carnes ricas en triptófano, disponen de otro gran valor añadido: son capaces de favorecer nuestra dieta saludable gracias a disponer de una cantidad de grasas muy baja.

Frutas y verduras

Aquí encontramos al rey del triptófano. Si por algo destaca el plátano, es por ser muy rico en esta sustancia y en vitamina B6. Fuera de esta fruta, también veremos lo enriquecedor que resultan otras frutas y verduras como la piña, las cerezas (otra fruta que aporta melatonina), aguacate, ciruelas, espinacas, remolacha, zanahoria, berros, apio, brócoli o dátiles.

Huevos

Una vez eliminada la leyenda urbana del alto colesterol que tenía, hoy en día ya podemos disfrutar con más libertad de los huevos. En concreto, su yema proporciona proteínas, minerales, vitamina B y aminoácidos esenciales. Como el triptófano.

Cereales

Los cereales integrales producen insulina, un mecanismo que ayuda a que nuestro organismo transforme el triptófano en la mencionada serotonina. Destacamos el arroz y la avena.

Pescado azul

Este tipo de pescado es famoso por ser rico en minerales, zinc, magnesio y, sobre todo, omega 3. Pero el pescado azul también nos puede ayudar a conciliar el sueño gracias al triptófano que contienen. En especial, el salmón o la sardina.

Lácteos

Toda aquella leche más exenta de grasas nos aporta magnesio y triptófano

Legumbres

Lentejas, garbanzos, judías o soja. Las legumbres son tan saludables que aportan vitaminas, magnesio y triptófano.

Chocolate negro

En su justa medida, nos dará hierro, magnesio potasio, vitaminas B y fosforo.

Frutos secos

Almendras, nueces, anacardos y pistachos.

Semillas

Semillas de calabaza, de girasol y el sésamo.